Caballero: «Se trata de transmitir a los más pequeños los valores de protección del medio ambiente»

El concejal delegado de la Oficina de Bienestar Animal, Juan Carlos Caballero, ha asistido al acto de la suelta de dos tortugas marinas recuperadas por el Oceanogràfic en la playa de la Malva-rosa. Allí ha destacado la colaboración municipal con la Fundación Oceanogràfic “en el ámbito de la difusión y concienciación a la ciudadanía, con especial hincapié en la población infantil, que hoy tenemos representada con la participación de los alumnos y alumnas del Colegio Diocesano Santiago Apóstol de València”.

En este sentido, Caballero ha señalado que “se trata de transmitir a los más pequeños los valores de protección del medio ambiente y de la protección animal en un año en el que somos sello y faro de todas las políticas verdes que se hacen en la Unión Europea”.

Asimismo, el concejal ha explicado que “estos animales se encontraban en un estado que requería de ayuda veterinaria y los especialistas del Área de Recuperación y Conservación de Animales (ARCA) del Mar, la Fundación Oceanogràfic los han cuidado hasta hacer posible la devolución a su hábitat, dándoles una segunda oportunidad”.

Al acto han asistido la presidenta de la Fundación Oceanogràfic, Celia Calabuig, su vicepresidenta, Mercedes Calabuig y la directora de la Ciutat de les Arts i les Ciències, Ana Ortells. Con la suelta de ambos animales, la Fundación Oceanogràfic celebra también la efeméride del Día Internacional de la Educación (24 de enero).

El equipo de conservación de la Fundación Oceanogràfic ha explicado, antes de soltar a las tortugas al mar, cuáles son las principales amenazas a las que se enfrentan estos animales en los océanos y ha promovido las buenas prácticas ambientales entre los escolares de Infantil y Primaria que han nombrado a las tortugas, “bautizándolas” como “Duda” y “ Oreo”.

Tanto Caballero como Ana Ortells han sido los encargados de dejar a las tortugas en la arena, desde donde han emprendido su viaje de vuelta al mar arropadas por todos los asistentes.

Historias de supervivencia

“Duda” es la tortuga número 780 que ingresa en el ARCA del Mar del Oceanogràfic de la Ciutat de les Arts i les Ciències. Esta hembra de 12,5 kilos fue capturada accidentalmente por pesca de arrastre en València el pasado 24 de noviembre. A su llegada al ARCA, los veterinarios le diagnosticaron embolia gaseosa y ha permanecido en el centro de recuperación hasta que ha podido volver al mar.

“Oreo” ingresó el 13 de diciembre al Oceanogràfic. Se trata de un macho de 18,7 kilos que también fue capturado accidentalmente por pesca de arrastre, pero esta vez de Castellón. Al igual que “Duda”, “Oreo” se ha podido recuperar de la embolia gaseosa que padecía.

En ambos casos, la colaboración de los pescadores ha sido fundamental en el proceso de rehabilitación de los animales. Gracias a su llamada al teléfono de Emergencias, 112, se pudo activar el protocolo de actuación de la Red de Varamientos de la Comunitat Valenciana y los veterinarios de la Fundación Oceanogràfic pudieron salvarles la vida.

InfoSOS, por un mundo sostenible.