Repsol superará las 600 estaciones de servicio con combustible renovable en 2024 

Repsol superará las 600 estaciones de servicio con combustible 100% renovable a finales de 2024. La compañía multienergética acelera así su apuesta por los combustibles renovables, con un ambicioso objetivo de expansión en su red de estaciones de servicio en la Península Ibérica.

Los combustibles renovables son una de las principales palancas de la estrategia de Repsol para acelerar la reducción de emisiones del transporte y conseguir el objetivo de convertirse en una compañía cero emisiones netas en 2050. La principal ventaja de su uso es que pueden utilizarse en todos los vehículos sin necesidad de realizar modificaciones en los motores ni en las infraestructuras de distribución y de repostaje ya existentes. 

En la actualidad, Repsol suministra combustible 100% renovable en más de 60 estaciones de servicio en las principales ciudades y corredores de transporte de la Península Ibérica. Con 46 estaciones en España y 15 en Portugal, la compañía multienergética supera el objetivo que se fijó el pasado mes de mayo cuando puso en marcha las tres primeras estaciones en Madrid, Barcelona y Lisboa, convirtiéndose así en el primer grupo español en ofrecer combustible 100% renovable a sus clientes. 

Además, Repsol pone en marcha un nuevo proyecto piloto en tres estaciones de servicio con gasolina 100% renovable, con el que pretende ampliar su gama de productos renovables. Actualmente, las estaciones de Repsol que cuentan con este nuevo combustible renovable están en la ciudad de Madrid (Hipódromo, Arturo Soria y Herrera Oria) y son las primeras de España que ya cuentan con gasolina y diésel 100% renovable.

La producción de la gasolina 100% renovable es un reto porque todavía los procesos industriales se encuentran en desarrollo. El equipo de investigadores del Repsol Technology Lab lleva más de 20 años diseñando la gasolina de competición para MotoGP y ha desarrollado este nuevo combustible trasladando el conocimiento de la alta competición a la formulación del producto comercial. Este nuevo combustible se produce a partir de residuos procedentes de la biomasa, industria agroalimentaria y aceites de cocina usados. 

Los combustibles renovables de Repsol se suman a la amplia oferta de movilidad (movilidad eléctrica, AutoGas, GNC/GNL y carburantes Neotech) que la compañía ofrece en las cerca de 4.000 estaciones de servicio que tiene distribuidas por la Península Ibérica.

Para Valero Marín, Director General de Cliente de Repsol, “este nuevo objetivo de más de 600 estaciones de servicio con combustibles renovables demuestra el compromiso de Repsol por aumentar el abanico de tecnologías sostenibles para la movilidad, lo que ayuda a los usuarios a elegir la que mejor se adapte a sus necesidades. Nuestras estaciones de servicio están preparadas para ofrecer a los clientes cualquier tipo de energía que necesiten para su movilidad y queremos seguir siendo su compañero de viaje, ya sea porque utilizan un coche eléctrico, uno de combustible renovable o de gas”.

Combustibles renovables

Para descarbonizar la movilidad, Repsol apuesta por un modelo energético que combina la electrificación, los combustibles renovables y el hidrógeno. Todas las soluciones energéticas deben tomarse en cuenta para garantizar el suministro y reducir las emisiones de la forma más rápida y eficiente posible.

Los combustibles renovables son aquellos que se producen a partir de materias primas renovables. Concretamente, los biocombustibles de residuos se fabrican a partir de residuos orgánicos como aceites vegetales usados y residuos agrícolas y forestales que no se destinan a la alimentación. 

Repsol fabrica y comercializa biocombustibles desde hace más de dos décadas, y desde 2019, incorpora residuos orgánicos en su fabricación. Los combustibles renovables ya están presentes en todas las estaciones de servicio en España en un contenido de más de 10% de los combustibles que se venden, conforme a la legislación vigente. 

En las próximas semanas, Repsol pondrá en marcha en Cartagena (Región de Murcia) la primera planta de la Península Ibérica dedicada exclusivamente a la producción de biocombustibles avanzados a partir de residuos. Fabricará anualmente 250.000 toneladas con las que se evitarán la emisión de 900.000 toneladas de CO2 al año. Asimismo, Repsol pondrá en marcha en 2025 en Puertollano la segunda instalación dedicada exclusivamente a producir biocombustibles a partir de residuos que producirá 240.000 toneladas de combustibles renovables.

En 2030, Repsol tendrá una capacidad de producción de más de dos millones de toneladas de combustibles renovables, lo que le posicionará como una empresa líder en la producción de estos combustibles en España y en Europa.

Economía circular

Uno de los residuos orgánicos que Repsol utiliza como materia prima para producir combustibles renovables es el aceite usado de cocina. En este sentido, Repsol ha puesto en marcha en los últimos meses una iniciativa de recogida de aceite de cocina usado en sus estaciones de servicio de la Comunidad de Madrid y Galicia, y que se irá extendiendo de manera progresiva al resto de comunidades autónomas. Gracias a esta iniciativa, Repsol facilita la gestión sostenible de este residuo y promueve la economía circular. Con un litro de aceite de cocina usado se fabrican 0,9 litros de combustible renovable.

Los clientes pueden llevar el aceite de cocina usado a cualquiera de los más de 300 puntos de recogida disponibles en las estaciones de servicio de Repsol en Madrid y Galicia. Además, los usuarios de la aplicación Waylet podrán beneficiarse de un descuento de 30 céntimos por litro de aceite de cocina usado entregado en los puntos disponibles, para un próximo repostaje o para adquirir otros productos en las más de 3.300 estaciones de servicio de la compañía en España.

InfoSOS, por un mundo sostenible.