Se registra un aumento del número de avutardas, un ave catalogada como “especie vulnerable”

La Conselleria de Medio Ambiente, Agua, Infraestructuras, Agua y Territorio ha registrado un aumento del censo de avutardas en la Comunidad Valenciana, el máximo alcanzado hasta el momento en las vallas de San Benito y La Meca, en Ayora. Esta ave esteparia catalogada en la Comunitat como especie vulnerable estaba prácticamente extinguida en los años 70 de siglo pasado.

Desde el año 2021, la avutarda ha aumentado su número de ejemplares en el espacio natural ‘Meca-Mugrón-San Benito’, a una media de 20 aves avistadas en los últimos años.

El director general de Medio Natural y Animal, Raúl Mérida, ha explicado que “este ligero aumento en el número de ejemplares de esta emblemática especie es motivo de esperanza y su futuro está ligado al mantenimiento de los cultivos extensivos de cereal”.

En este sentido, Mérida ha asegurado que la Generalitat “ha abierto líneas de subvención para que los propietarios de cultivos de cereal adopten prácticas agrícolas que favorezcan a esta ave ya otras igualmente escasas como el cernícalo primilla, sisón, ganga y ortega, que han coexistido secularmente con una agricultura compatible con estas especies”.

Desde el año 2004, la Consejería de Medio Ambiente, a través del Servicio de Vida Silvestre y Red Natura 2000, realiza el seguimiento sistemático de las avutardas, lo que permite conocer el tamaño de la población en la época de cría, entre abril y julio .

Hoy en día las avutardas se pueden observar en Ayora, en cultivos de cereal y campos en barbecho, que conforman los pocos reductos que quedan de su hábitat típico. Estos hábitats esteparios se hayan repartidos también por algunos puntos del interior de la provincia de Alicante, aunque en estas zonas no se observan ejemplares.